Espeleólogos iraníes descubren la cuarta sala más grande del mundo

La gran sala que fue descubierta recientemente por un grupo de espeleólogos iraníes cerca Mehriz, Yazd, en el centro de Irán, es absolutamente descomunal.

Sus medidas reales son 385 metros por 264 metros y 105 metros de altura, la inmensa sala cubre un espacio de 81.000 metros cuadrados, o 20 hectáreas, y se ha confirmado como la cuarta mayor sala del mundo.

Ghar-e-Dosar, como se le ha denominado, fue descubierta hace algún tiempo, pero el equipo de espeleologos regresó en febrero de 2012 para finalizar la topografía de la cavidad y acaba de terminar sus cálculos.

La sala se encuentra muy cerca de la superficie, dando acceso inmediato a sólo 130 metros de profundidad a través de la sima de entrada.

Esta nueva caverna forma parte del sistema subterráneo Ghar-e-Dosar situado en el centro de Irán, que ha sido conocido desde hace algún tiempo y es un destino popular para los espeleólogos de la región. El sistema no ha sido completamente topografiado, y sin embargo así nuevos aspectos de la misma todavía se están descubriendo.

La caverna se inclina hacia abajo en toda su longitud a partir de una altura de alrededor de 70 metros y alcanza la profundidad de- 469 metros.

Esas dimensiones son lo suficientemente grandes como para ponerlo por encima de Majlis al Jinn, caverna en Omán y ligeramente detrás de la Torca del Carlista en España en la lista de las mayores salas de la cueva del mundo.

Cabe señalar que esta sala se ubica como la cuarta más grande en términos de tamaño de una sola caverna. Ghar-e-Dosar no es tan grande como Mammoth Cave National Park en Kentucky, que no presenta una sola sala que se compare en tamaño, pero Ghar-e-Dosar  no se extiende por más de 400 kilómetros de galerías subterráneas.

www.adventure-journal.com

Sube un Comentario

Tu email no sera publicado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.