Mi viaje por las profundidades de la Tierra

gato-1
Sistema Subterráneo Hundidero-Gato. Foto. Jorge L. Romo, Ges Casares – Cota Cero

Por fin podemos hacer público el relato completo de Joaquín Guerrero Guerrero, “Mi viaje por las profundidades de la Tierra”, donde cuenta su experiencia trabajando en el Pantano de los Caballeros (o de Montejaque) como ayudante del Ingeniero Jefe a pie de obra, el suizo Arturo Fliz.

Con tan sólo 13 años acabó participando en la llamada “travesía del descubrimiento” que certificó la conexión entre las cuevas del Gato y del Hundidero. Joaquín, acompañando al ingeniero Jefe, fue testigo del momento en que las dos brigadas de obreros, los diez que entraron por Gato y los diez que entraron por Hundidero, se encontraron en mitad de la cueva.

La familia de Joaquín nos ha autorizado a hacer pública una de las copias mecanografiadas del relato para que todo aquel interesado pueda leerlo y para que un documento histórico de ese calibre no siga guardado en un cajón.

Como director del “Proyecto Hundidero-Gato” me gustaría agradecer a la familia su generoso gesto y su colaboración en todo momento con nuestro proyecto. Para nosotros, encontrar este relato de Joaquín, ha sido una de las pruebas más importantes de que nuestro “experimento” funciona.

El “experimento” en cuestión, la propuesta básica del “Proyecto Hundidero-Gato” era la siguiente: hagamos un documental sobre Hundidero-Gato y convirtamos todo el proceso en una experiencia de dinamización social.

En esa misma línea de acción, pretendíamos que el documental supusiera también un trabajo de investigación sobre Hundidero-Gato y sobre la construcción del Pantano de los Caballeros, no quedarnos con lo que ya se sabe, sino descubrir nuevos documentos, nuevos datos, nuevos testimonios, que ampliaran el conocimiento de la historia local.

No esperaba encontrar un documento tan interesante como el relato de Joaquín, “Mi viaje por las profundidades de la Tierra”, que ahora podréis disfrutar. Interesante tanto por su valor histórico, como por los valores narrativos que posee, al tratarse del relato autobiográfico de la aventura épica, casi mitológica, de un niño de 13 años.

En el caso de “Mi viaje…” fue escrito en 1986, cerca de sesenta años después de vivir la experiencia que narra.

No es extraño que, con ese alma de novelista que tenía Joaquín, el tiempo haya jugado en favor de la recreación literaria en algunos párrafos. Uno de esos momentos en que Joaquín afina su pluma, o engrasa su Olivetti, y pone toda su alma de escritor en cada palabra, es cuando narra el momento en que llega con los obreros a la llamada “Sala de los Gours”, en el interior de Hundidero-Gato. Se trata realmente de un sitio bellísimo y a la vez misterioso, extraño, intrigante… Así lo describió Joaquín:

gato-2
Sala de los Gours. Sistema Subterráneo Hundidero-Gato. Foto. Rafa Martín, Ges Casares.

“Esas piletas parecían cosa sobrenatural. Nos parecía que habían sido puestas allí por la mano del hombre. Todas estaban geométricamente formadas sin variar entre unas y otras ni un centímetro. Nadie pudo saber del material que estaban fabricadas. Eran piedras preciosas. Parecía que tenían diamantes muy valiosos. Reflejaban a la luz de nuestras lámparas igual que de noche reflejan las estrellas en un cielo azul. Parecían esos vestidos lujosos con lentejuelas que de noche se ponen las grandes damas para fiestas. Dese lejos parecían que todas las ninfas de esta cueva habían salido de su escondite para recibirnos y se habían adornado con sus mejores trajes nocturnos. Sólo faltaba una orquesta y entre todos, ante tal magnificiencia, formar una gran fiesta en acción de gracia a la Naturaleza por habernos donado el poder llegar a explorar lo más arcano de sus ser.”

De nuevo, en la últimas frases del párrafo, ese sentimiento de deuda con la tierra, con la Naturaleza. Parafraseando esas palabras de Joaquín, eso nos gustaría que fuese también el “Proyecto Hundidero-Gato”: una gran fiesta en acción de gracia a la Naturaleza por permitirnos explorar lo más arcano de su ser… Y poder contarlo.

Más información:

http://www.hundidero-gato.es/las-deudas-con-la-tierra-hay-que-pagarlas

Aquí os podéis descargar el relato completo de Joaquín Guerrero Guerrero,

“Mi viaje por las profundidades de la Tierra”

José L. Matoso.
Proyecto Hundidero-Gato.

Complejo Hidrográfico Hundidero Gato

3 Respuestas a "Mi viaje por las profundidades de la Tierra"

  1. josé luis matoso   16 diciembre, 2016 at 1:22 PM

    Gracias Jorge Luis Romo por la divulgación y los comentarios. Un abrazo.

    Responder
  2. dml   24 noviembre, 2016 at 5:03 PM

    Enhorabuena por esta subida Cota Cero.

    Responder
    • Redacción   25 noviembre, 2016 at 10:16 AM

      Gracias compañero, pero el trabajo de José Luis Matoso y el Proyecto Hundidero Gato es fantástico!!

      Responder

Sube un Comentario

Tu email no sera publicado.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.